Cascón, autora de ‘Lider-A: 7 palancas del liderazgo’: «Liderar se basa en una relación en movimiento entre quien lidera y las personas a las que inspira»

Otrosí - ICAM
Otrosí - ICAMhttps://www.otrosi.net/
Revista del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid

Lourdes Cascón es licenciada en Derecho y consultora y asesora empresarial. Experta en liderazgo para directivos, lo cierto es que Cascón tiene mucho de directiva, con una amplia trayectoria en diferentes puestos de responsabilidad en destacadas corporaciones.

Fruto de su trayectoria, Cascón ha dado con un método para formar en liderazgo, lo que en su libro ‘Lider-A: 7 palancas del liderazgo’ explica de manera magistral. Esas 7 palancas, asegura la autora, son fruto de «la investigación, la observación y la experiencia». El próximo 11 de septiembre presenta a las 19h ‘Lider-A: 7 palancas del liderazgo’ en la sede del Ilustre Colegio de la Abogacía de Madrid y, hoy, en OtroSí.net da las claves de esta obra y de cómo es un buen liderazgo.

Pregunta. ¿Por qué te planteas escribir este libro? ¿A quién quieres ayudar con él? 

Respuesta. «¡Urgente! ¡Se necesitan líderes!», es la idea con la que abro la introducción de mi libro, ya que fue éste uno de los motivos que me impulsó a realizar el emocionante trabajo de investigación, reflexión, síntesis y creación que ha dado como fruto este libro. Mi objetivo al crear esta metodología y al acompañar actualmente como consultora en su conocimiento y aplicación es aportar herramientas prácticas y rigurosamente fundamentadas de las que se puedan servir esas personas con responsabilidades directivas que además de dirigir quieran liderar.

P. Tu trayectoria es impresionante, siempre vinculada a cargos directivos ¿este libro es producto de esta experiencia o viertes en él otros aprendizajes? 

R. Considero que han sido tres los pilares que han apoyado mi trabajo en este libro: la investigación, la observación y la experiencia. Evidentemente las vivencias que he ido acumulando a lo largo de mi variada trayectoria, desde distintos ámbitos y en distintos roles es uno de los ingredientes que han servido para elaborar el contenido del libro. La observación desde distintos lugares y la reflexión sobre ésta también ha resultado crucial en el resultado. De la investigación en diversas ramas del conocimiento tan distanciadas en el tiempo como la filosofía aristotélica, el estoicismo y las conclusiones actuales de la neurociencia o la programación neurolingüística han surgido también sinergias que dan sustento a útiles herramientas para mejorar el liderazgo.

P. ¿Por qué un buen liderazgo es decisivo en las organizaciones? 

R. Un rol directivo otorga la potestad para mandar, con las delimitaciones que conlleven las circunstancias concretas, pero el poder de liderar es otorgado por la persona a la que dirige cuando lo reconoce como líder. El jefe que inspira ese reconocimiento y que además acepta la responsabilidad de llevarlo a cabo tendrá oportunidad de inspirar, influir, ilusionar e impulsar cohesionando los equipos y dirigiéndolos de manera más eficaz y sostenible hacia la consecución de los objetivos.

P. ¿Qué distingue a un buen líder y cómo llegar a serlo? ¿Un buen líder nace o se hace?

R. Líder es la persona capaz de encontrar las semillas de oportunidad cuando se abre la puerta del cambio. Confiando en sí misma y enraizada en valores se enfoca en generar las circunstancias necesarias para que esas semillas germinen y den fruto. Está dispuesta a “viajar al futuro” y visualizar cómo quiere que este sea. Trae esa visión al presente, la analiza y se ilusiona con conseguirlo. Genera visión estratégica. Está preparada para contagiar su entusiasmo a las personas de las que se acompaña. Transmite que le importan, que cada uno es relevante. Inspira en los demás el deseo de dar lo mejor de sí mismos a lo largo del recorrido para conseguir el objetivo.

Para liderar actualmente, al encontrarnos un entorno en el que las organizaciones abordan cambios a velocidades vertiginosas, se necesita destreza en determinadas habilidades de liderazgo a la hora de tomar decisiones. Estas competencias se pueden entrenar e incorporadas como hábitos abren oportunidades de obtener mejores resultados en la consecución de los objetivos de los equipos y organizaciones.

P. ¿Cuáles son los grandes errores que hacen de un responsable o jefe un mal líder?

R. Para contestar a esta pregunta me permito elegir como ejemplo uno de los aspectos que considero fundamental para el liderazgo de equipos y organizaciones: la generación de confianza. Dentro de este ámbito, destacaría como gran error, por los daños que puede producir, el no aceptar el propio fallo, llegando a ocultarlo o incluso a responsabilizar a otra persona. Siguiendo en el ámbito de la creación de confianza, resaltaría la importancia sobre la forma de corregir los desaciertos de las personas que componen el equipo, la trascendencia de un decir y hacer coherente por parte de quien lidera, y la relevancia de la comunicación como competencia de gran alcance.

P. El cuidado de la salud mental, y del bienestar, cada vez tiene más relevancia en la gestión de equipos. El ICAM, de hecho, está apostando de forma importante por ponerlo en la agenda del sector, y entre sus propios empleados. ¿Cómo incide la preocupación de la salud mental en un buen liderazgo? 

R. La reflexión y cuestionamiento sobre cómo se comportan los seres humanos, la esencia de lo que son, cómo se relacionan y organizan para mejorar su bienestar han sido constantes a lo largo de los siglos y son cuestiones que considero estrechamente
vinculadas al liderazgo. Por eso las conclusiones que fundamenta mi metodología se apoyan, entre otras, en contribuciones realizadas en esta materia a lo largo de los siglos por pensadores, escritores, filósofos, científicos, médicos, psicólogos y lingüistas, entre otros.

La persona que lidera se interesa por el otro, por esa persona que forma parte del proyecto común (y que además, como ya he resaltado, ha de reconocerla como líder para que el liderazgo se concrete). Liderar implica interesarse por el bienestar del otro, por cómo se siente. Para entender mejor sus sentimientos es importante comprender qué elementos componen las expectativas de bienestar (estar bien) de esa persona. Esto engloba por supuesto la salud en todas sus acepciones.

P. Otros retos que hoy afrontan las organizaciones es el cuidado y respeto hacia la diversidad, que el ICAM también quiere fomentar en el sector ¿están los líderes en España preparados para ello? 

R. En mi actividad profesional como consultora de liderazgo, tengo la suerte de trabajar con personas que asumen diariamente con cualificación e ilusión la responsabilidad de liderar proyectos, empresas y organizaciones diversas.

Entiendo que liderar se basa en una relación en movimiento, entre quien lidera, las personas a las que inspira y el contexto, y que requiere manejar unas habilidades y competencias que se han de trabajar día a día, y que para pilotar en el cambiante, diverso y a veces incluso sorprendente entorno actual se requieren nuevas habilidades específicas que también se pueden desarrollar.

En cuanto a cuidar y respetar lo diverso, precisamente mi método se apoya en la atractiva máxima de que si podemos observar las múltiples opiniones como plurales oportunidades en lugar de como amenazas será más fácil rechazar prejuicios. Al fundamentar mi metodología me ha guiado el convencimiento de que aprender de distintas fuentes del conocimiento y acoger distintas perspectivas como oportunidades que suman (diversidad como originadora de oportunidades) podría dar lugar a algo nuevo, mejor y más completo.

Las sinergias generadas desde esta perspectiva integradora constituyen las herramientas que conforman mi método y cuya utilización ayuda a generar mejores resultados en las organizaciones.

P. El ICAM tiene entre sus objetivos promover el liderazgo de la abogacía y que juegue el papel de referente social e institucional que ha desempeñado en otros momentos de la historia. ¿Para este desafío también tiene respuestas tu libro? 

R. Desde mi experiencia puedo confirmar que la metodología de las siete palancas con la que trabajo y que compone el hilo argumental de mi libro está dando respuestas útiles y prácticas a personas, empresas, organizaciones e instituciones con interés en promover el liderazgo. ‘Lider-A: 7 palancas de liderazgo’ aporta claves, referencias y reflexiones para las personas que además de dirigir deciden liderar.

Confío por lo tanto en que mis aportaciones contribuyan también a que el ICAM, institución con más de cuatro siglos de historia, alcance los objetivos que se proponga con un liderazgo propio.

P. ¿Algo que añadir? 

R. Quiero agradecer el interés mostrado por el ICAM en mi pensamiento sobre liderazgo cuyas ideas principales recojo en mi libro ‘Lider-A: 7 palancas de liderazgo’, y la acogida para presentarlo en su sede. Habiendo ejercido como abogada durante años me hace especial ilusión esta oportunidad. Espero que me puedan acompañar muchas personas en ese acto tan especial.

Otrosí - ICAM
Otrosí - ICAMhttps://www.otrosi.net/
Revista del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid

Contenidos destacados

- Publicidad -
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

CONTENIDOS RELACIONADOS

La amnistía, el Congreso de los Diputados y la Constitución

El 16 de marzo de 2021 el Grupo Republicano (ERC) y...

Aplicación de la nueva Ley de Vivienda en los arrendamientos existentes

Claves para prevenir cualquier confusión entre arrendadores y arrendatarios respecto a la aplicación de la nueva norma en los arrendamientos existentes

¿Por qué no se inscriben los contratos de arrendamiento de local...

¿Se extingue un contrato de arrendamiento de local de negocio que...

Alberto Torres López: “Sería deseable un consenso entre los partidos mayoritarios...

El presidente de la sección de Arrendamientos Urbanos del ICAM analiza en esta entrevista la problemática actual en esta materia