No procede declarar la inadmisibilidad de un recurso por no haberse agotado la vía de alzada ante el TEAC

STS Fecha: 03/05/2023 Nº de Recurso: 4792/2021 Nº de Resolución: 539/2023 Procedimiento: Recurso de Casación Contencioso-Administrativo (L.O. 7/2015) Ponente: Francisco José Navarro Sanchis

El Tribunal con amparo al derecho a la tutela judicial efectiva declara que no puede la inadmisibilidad del recurso, cuando se ha producido silencio administrativo al entender que , la eficacia de tales denegaciones presuntas no puede colocar al ciudadano en una situación más gravosa máxime cuando la administración ha incumplido su obligación legal de resolver y notificar en plazo.

Fundamento jurídico destacado

TERCERO.- Remisión a la sentencia de 7 de marzo último, de esta Sala y Sección, pronunciada en el recurso nº 3069/2021 . En el mencionado recurso de casación, en que el impugnante era un Ayuntamiento de capital de provincia, – porque la sentencia de la Sala con sede en la misma capital había estimado el recurso-, dijimos lo siguiente:
«[…] CUARTO.- Jurisprudencia que se establece. De las ideas jurídicas ampliamente expuestas hasta ahora, fundadas en doctrina previa, abundante y reiterada de esta Sala, con fundamento en el artículo 24.1 CE, garantizador de la tutela judicial efectiva, en su vertiente de acceso a la jurisdicción, debemos fijar la siguiente jurisprudencia:
1) No procede declarar la inadmisibilidad de un recurso contencioso-administrativo, por falta de agotamiento de la vía administrativa previa, conforme a lo declarado en los artículos 69.c), en relación con el 25.1 LJCA, en aquellos casos en que el acto impugnado fuera una desestimación presunta, por silencio administrativo, ya que, por su propia naturaleza, se trata de una mera ficción de acto que no incorpora información alguna sobre el régimen de recursos.
2) En tal sentido, la Administración no puede obtener ventaja de sus propios incumplimientos ni invocar, en relación con un acto derivado de su propio silencio, la omisión del recurso administrativo debido.
3) Ordenar, en un recurso de casación, que se conceda a la Administración una nueva oportunidad de pronunciarse, en un recurso administrativo, sobre la procedencia de una solicitud formulada en su día y no contestada explícitamente, supondría una dilación indebida del proceso prohibida por el art. 24 CE y una práctica contraria al principio de buena administración, máxime cuando el asunto ya ha sido examinado, en doble instancia, por tribunales de justicia.
4) El agotamiento de una vía previa de recurso, aun siendo preceptiva, cuando ya no sería, en este caso, previa, para demorar aún más el acceso a la jurisdicción en que ya se encuentra el propio interesado, que ha obtenido respuesta judicial, no sería sino un acto sin sentido o finalidad procesal alguna y generador de (más) dilaciones indebidas. 5) No hay un derecho subjetivo incondicional de la Administración al silencio, sino una facultad reglada de resolver sobre el fondo los recursos administrativos, cuando fueran dirigidos frente a actos presuntos como consecuencia del silencio por persistente falta de decisión, que no es, por lo demás, una alternativa legítima a la respuesta formal, tempestiva y explícita que debe darse, sino una actitud contraria al principio de buena administración […]».

(…)

4) En cuanto a la segunda pregunta que nos formula el auto de admisión, se hace superfluo afrontarla si consideramos, como hacemos, que la invocación de inadmisibilidad es improcedente. En cualquier caso, es continua y abundante la jurisprudencia que también declara que es innecesario ampliar al acto expreso tardío desestimatorio, posterior a la interposición del recurso contencioso-administrativo, el recurso contenciosoadministrativo, sin perjuicio de que pueda hacerse, salvo en el caso, no concurrente, de que el acto expreso modificase en algo el deducible de la desestimación presunta por silencio. En cualquier caso, de la amplia doctrina de este Tribunal Supremo, inspirada en buena parte en la del Tribunal Constitucional sobre el artículo 24 CE, carecería de sentido, tanto ampliar el recurso, como permitir el agotamiento de la vía, mediante una reclamación económico-administrativa…, una vez que el asunto ya está en manos de los Tribunales, precisamente por razón del incumplimiento del deber de resolver por parte del Ayuntamiento. Se pregunta por las opciones siguientes: «en particular, si está obligado a desistir del recurso contenciosoadministrativo y agotar la vía administrativa con la interposición del recurso procedente». Se afirma en la sentencia referida que no cabe, en modo alguno, forzar al recurrente a desistir de un recurso deducido, pues tal abandono de la acción no constituye un acto procesal obligado o debido, sino voluntario del recurrente. El agotamiento de una vía previa cuando ya no sería, obviamente previa, para demorar aún más el acceso a la jurisdicción en que ya se encuentra el propio interesado, que en fase de casación ya ha obtenido respuesta judicial, no sería sino un acto sin sentido o finalidad procesal alguna y generador de (más) dilaciones indebidas. Procede, en consecuencia, ratificar la doctrina jurisprudencial constituida en la sentencia 7 de marzo de marzo de 2023, pronunciada en el recurso nº 3069/2021, en los términos expuestos.

Para acceder al documento completo, pulsar aquí

Contenidos destacados

- Publicidad -
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

CONTENIDOS RELACIONADOS

El Supremo fija doctrina sobre el derecho de los cónyuges divorciados...

Sentencia de la Sección Segunda de la Sala Tercera del Tribunal Supremo, de 5 de mayo de 2023

La Sala de lo Civil reafirma su doctrina sobre la responsabilidad...

Sentencia del Tribunal Supremo, Sala de lo civil, de 24 de...

Demanda de nulidad de cláusulas abusivas y restitución de cantidades interpuestas...

Sentencia del Tribunal Supremo, Sala de lo Civil, de 11 de abril de 2023

El Supremo determina que los errores en la vida laboral se...

Sentencia de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo, de 16 de mayo de 2023. Ponente: Excmo. Sr. D. Eduardo Calvo Rojas