21 de septiembre de 2014
Gallardón

El decano de los letrados santiagueses carga contra Gallardón

Evaristo Nogueira acusa al ministro de innovar, dejar descontrolados a los profesionales y de mentir a la abogacía española

La voz de Galicia 24.04.12
 
De “innovar” y dejar “descontrolados” a los profesionales de la Justicia, pero sobre todo de “mentir” a la abogacía española acusó ayer el decano de los letrados compostelanos, Evaristo Nogueira, al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón. Mentir porque hace dos meses mantuvo una reunión de “dos horas y pico” con los colegios de abogados de España “y nos prometió que nos iba a tener en cuenta en todas sus decisiones, incluida la de las tasas judiciales”. Lo que ocurrió, según relató Nogueira durante la firma del convenio entre el Colexio de Avogados de Santiago y la Universidade de Santiago para organizar el Máster de Avogacía, fue que “a los 15 días señaló la instauración de las tasas judiciales”, unos precios que pueden alcanzar “hasta 1.200 euros” y que “vulneran de forma importantísima” el derecho constitucional a la tutela judicial efectiva de los españoles.
 
El decano de los letrados compostelanos puso además el ejemplo de que un trabajador que quiera apelar una sentencia que no le es favorable se enfrenta al pago de 500 euros. Significa entonces que habrá gente que no podrá hacer frente a esos pagos y por lo tanto no podrán acceder a la Justicia.
 
Por eso, pidió al ministro de Justicia que “rectifique” y que baje “al día a día” del trabajo de los juzgados.
 
Cadena perpetua “disfrazada”
 
Las durísimas críticas de Evaristo Nogueira a los anuncios de Gallardón no se quedaron ahí. También afirmó que la fórmula de “prisión permanente revisable” tan solo sirve para “disfrazar” la cadena perpetua en España y añadió son sorna que esta “brillantísima idea” era algo “muy propio de un Estado de derecho”.
 
Y más. El decano de los abogados compostelanos también arremetió contra la propuesta de hacer hábil el mes de agosto en los juzgados, lo que a su juicio “no sirve absolutamente para nada” y tan solo contribuirá a “retrasar si cabe todavía más la Justicia”. Ya lo había expresado con anterioridad, aclarando que esta medida traería como consecuencia que durante los tres meses de verano, la Justicia funcionaría “a medio gas”.
 
Esa fue, según Evaristo Nogueira, la primera idea de Gallardón, pero el ministro de Justicia continuó con la “brillante idea” de que los que quisieran contraer matrimonio pudieran acudir al notario “previo pago, obviamente, porque las bodas en el juzgado son totalmente gratis”.
 
El rector cortó la intervención del decano de los abogados en el momento que acusó a Gallardón de mentir a la abogacía con un escueto “por favor” y tomando la palabra, por entender que no era el lugar para hacer esas reivindicaciones.